Sobreviviendo el primer mes

primer mes

Nadie te lo dice. Solamente ponen fotos de familias felices y radiantes en Facebook. Un hijo es lo mejor que te puede pasar en la vida, dictaminan las abuelas. Y sí, no niego que es maravilloso, pero el primer mes es muy difícil. A mí me costó mucho trabajo. Fue más complicado que todos mis exámenes de matemáticas juntos y, no me da pena decirlo, había días que me quería tirar por la ventana. Mientras observaba  a mi crío llorar con desesperación  inconsolable pensaba, ¿en qué momento se me ocurrió que esto era una buena idea?

Hoy sé que por sentir eso no soy mala madre. Sólo que nada te prepara para tener en tus manos la vida de un recién nacido. Si ustedes, #madrescaoticas, tuvieron la suerte de haber convivido con bebés antes, pues seguro la experiencia fue muy diferente. Pero yo nunca en mi vida había cargado una persona tan pequeñita. Cuando me ponían a la fuerza a uno de esos en mis brazos, la criatura no dejaba de llorar. Ni siquiera me gustaban los niños. Mi temor más grande cuando estaba embarazada era que mi propio engendro no me cayera bien. (Por si se lo preguntan, mi hijo es un tipazo y ahora nos reímos mucho.)

Es que parece que los bebés no están listos para salir. Su cabeza está llena de hoyos, su estomago está inmaduro, no pueden sostener el cuello, tienen las extremidades encogidas, una mirada perdida y no sonríen. Parecen ser desdichados por haber salido de un útero calientito a un ambiente hostil. Son como un bulto vivo y tierno, pero difícil de satisfacer. Hay que alimentarlo, cubrirlo del frío, dormirlo, consolarlo, calmarlo, en fin, tratarlo de mantener feliz y cómodo, haciéndole más fácil la transición a la vida fuera de ti. Luego viene el cólico, el reflujo, el salpullido,  las respiraciones irregulares, el ombligo ensangrentado y las típicas complicaciones de amamantar. A esto súmale la adaptación a tu nueva vida, la recuperación del parto, el cansancio, las inoportunas visitas, el miedo a que algo malo le pase, el dolor de espalda y la incertidumbre.

Lo bueno de todo esto es que con mucho amor y paciencia van aprendiendo juntos. Conectar y entender a tu bebé es algo que sucede en muy poco tiempo. Más pronto de lo que yo imaginé fuimos tomando ritmo. De no saber cómo cargarlo, bañarlo, vestirlo, cambiarle el pañal, consolarlo o calmarlo, casi por arte de magia me volví experta. No es que después todo sea pan comido, pero es diferente. La clave está en prestarle mucha atención a sus reacciones y en estar relajada aunque parezca imposible.

Fueron pasando los días, uno mejor que el anterior. Luego, por ahí de la sexta semana, mi hijo me miró a los ojos y me lanzó una sonrisa matadora. No les miento cuando les digo que eso es lo mejor que me ha pasado en la vida. Todo mi supuesto entendimiento del mundo se desmoronó y ahora lo único que me importa es el amor, ser feliz y hacer feliz a los que me rodean. Sí, así de simple. Así de asquerosamente cursi.

Consejos desde el caos para sobrevivir el primer mes:

  1. Pide ayuda. A tu mamá, tu abuela, tus tías, tus amigos, tus vecinos, a quien sea, pero pídela. No es momento de fingir que eres omnipotente.
  2. A mí me ayudaron mucho estos dos libros: Secrets of the Baby Whisperer: How to Calm, Connect, and Communicate with Your Baby y The Happiest Baby on the Block.
  3. Tú decides cómo cuidar a tu bebé. A veces es necesario ignorar al mundo entero.
  4. Google es un arma de doble filo. Úsala con cautela.
  5. Aunque lo estés amamantando a libre demanda, los horarios ayudan mucho.
  6. Cuando sientas que ya no puedes más, recuerda que esta etapa pasará y que cada día va a ser mejor que el anterior. Además seguro ya lo estás haciendo muy bien.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s